Poemas

Milagro

Con gesto lento y cuidadoso

lo tomo del papel;

brizna leve en la punta de los dedos,

lo miro de través,

le doy vuelta las solapas

y descubro su mundo de relámpagos;

de cara a sus latidos,

percibo sus espacios

luminosos y profundos,

sus rumbos sin aviso,

sus musicales y secretas relaciones.

Luego, con el mismo minucioso cuidado,

lo dejo nuevamente en su lugar.

Y el verso

no es el mismo.

Abel Edgardo Schaller-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *