Poemas

Cuarto

Como el lirio entre los cardos es mi amada entre las doncellas” – Cantares 2.2

Soñé ser

huésped de tu boca

torbellino en tus laderas

inhóspito suspiro

clavel de hierba.

Limítrofe custodio

helecho de tus huellas

materia imantada por tus ojos

delirante atrapado en tus fronteras.

Pero soy desagüe de lamentos

sepultado nogal

isla desierta

poeta que se muere entre sus versos

centinela de un amor que nunca llega.

Poema del libro Equinoccio XXV

Darío Leiva-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *