Poemas

Mamushkas

Con el alma cubierta por un cuerpo y una máscara, o varias

deambulo por este puerto, gris y horrible como todos los del este

pensando en alguien, como una especie de mamushka

que contiene una persona dentro de otra y otra y otra

al fin de cuentas, quien inventó esa muñeca

debió tener una idea parecida

lo que quizás no supo, es que en nosotros el número tiende al infinito

como un lienzo con capas superpuestas que sólo muestra la última

una sonrisa que encubre el odio

un torturador mimetizado en buen vecino

un texto que oculta algo

así vamos por la vida

disfrazados… camaleónicos… agazapados

todos impostores.

El ruido de un coche doblando en el muelle me distrae

y hace que mis pensamientos se desvanezcan

intento volver sobre ellos, pero ya no puedo

el mundo parece ser otro, no el mismo que segundos atrás

ni siquiera recuerdo el nombre de quien ocupaba mi cabeza

o como llegué hasta acá.

En unas horas subiré al barco y dejaré este lugar

lo que hace la nostalgia no siempre es volvernos tristes.

Andrés Bohoslavsky-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *