Poemas

Alegría embrujada

Para amarte, ¡oh mi Granada!,

con todo mi corazón

quiero colmar mi pasión

de tu alegría embrujada.

Y… como luz de alborada,

ansío, mi amor, llevarte

por el orbe… a cualquier parte,

hasta después de mi muerte,

para que éste al conocerte

sienta la dicha de amarte.

 

Del libro Canto a Granada

Carlos Benítez Villodres-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.