Poemas

No es tu culpa, lo sé…

He golpeado como cántaro en tu frente

y mis pedazos

te han servido de camino,

han sostenido tus pies,

han sido tu pedestal.

He vaciado mis cuencas

y llenado mis oídos con tus palabras

para seguirte, cuando has ido delante.

Mas

¿Cuáles serán los caminos que andaré?

¿Qué distancia habré de recorrer?

Apenas tú lo sabes.

No es tu culpa, lo sé, pero eso

no alivia mi desencanto.

Miguel Crispín Sotomayor-

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *